La jurista afirmó que una prioridad debe ser lograr la armonización del marco normativo mexicano a través de las reformas necesarias para promover la igualdad en todos los aspectos de la vida, incluyendo el acceso  a oportunidades, la eliminación de la discriminación  y la promoción de acciones afirmativas y correctivas, así como la reducción de las brechas de género.

Además de  fortalecer las leyes y políticas para  prevenir y sancionar todos los tipos y modalidades de violencia de género, garantizando  los recursos públicos  para la implementación integral de la politica pública. 

Ante alumnos y alumnas universitarias explicó qué es la perspectiva de género  y precisó cómo  esta herramienta  resulta de incorporación  obligatoria, no solo en la impartición y procuración de justicia, sino en toda actividad pública.

Finalmente agradeció la invitación y felicitó a la institución educativa por la promoción de la ciencia jurídica y el acceso a su alumnado en temas innovadores y de actualidad.