Los ciudadanos deben ser más críticos, exigir cuentas a sus gobernantes, verificar que cumplan y den seguimiento a las obras, recomendó el periodista y escritor Fernando Coca Moreno.

Tlaxcala fue un destino de su gira para presentar el libro de su autoría ‘Línea dorada, los lobos al acecho

¿Quien ordenó cerrarla?’ en el que aborda e investiga causas que contribuyeron al desplome de la línea 12 del Sistema Metro de la Ciudad de México en Mayo de 2021 y que dejó 26 muertos y casi un centenar de heridos.

Indicó que a pesar de los dictámenes de operación y recomendaciones de expertos

no se le dio mantenimiento al tramo y esa omisión impidió corregir las fallas que concluyeron en tragedia.

El interés de Coca Moreno va más allá de presentar el resultado de su investigación, que ya alertaba sobre el riesgo de la línea ante la falta de mantenimiento, su objetivo es mover a la población para que observen las consecuencias que puede haber ante la falta de seguimiento y cuidado de las obras públicas.

“Lo vengo a comentar en Tlaxcala porque todos los candidatos y gobiernos dicen que harán las mejores obras, y las pueden hacer, pero sin mantenimiento se deterioran y pueden ser un riesgo”.

El libro ofrece información sobre las empresas y personas involucradas, expedientes y dictámenes alusivos.

Recordó que el tema provocó un linchamiento mediático en contra del canciller Marcelo Ebrard, quien era el jefe del gobierno capitalino y la línea 12 fue su magna obra.

Explicó el por qué decidió construirla, el contexto técnico, estructural y profesional que la rodeó, así como los beneficios que su puesta en operación ofreció a miles de ciudadanos.

Consideró que tras la investigación realizada y a pesar de los objetivos de sus adversarios se demostró que no tuvo responsabilidad en el derrumbe y en este momento ya no le representa una afectación política, “los que vinieron después son quienes deben responder sus propias omisiones”.

Por ello, insistió en que “debemos ejercemos nuestra ciudadanía, si no reclamamos la función de los representantes populares estamos perdidos; si no reclamamos nuestros derechos como ciudadanos los que gobiernan harán lo que les da la gana y nos engañarán”.